¿Sirven las fajas para adelgazar?

Las fajas elastizadas de diferentes materiales son utilizadas por mucha gente mientras realizan actividad física. Supuestamente, esta técnica permitiría quemar grasas en menos tiempo. Sin embargo, estudios recientes demuestran que esto no es así, que la utilización de una faja ajustada no reduce grasas, ya que ese es un proceso molecular interno que no se ve ayudado por ningún elemento exterior.

Las fajas, además de incomodidad, producen un exceso de sudoración. Muchas personas creen que cuanto más transpiren más gramos perderán. A decir verdad, esto es relativamente cierto.  Si nos pesamos luego de finalizar la actividad física y haber sudado mucho, seguramente notaremos un menor peso. Sin embargo, eso no implica que hayamos quemado grasas, sólo habremos perdido líquidos, que se recuperá en unas pocas horas. Además, cuando transpiramos mucho también perdemos minerales, por lo que no hay motivo para utilizar una faja mientras realizamos actividad física, sólo nos generará incomodidad y ningún beneficio.